PUBLICIDAD

El padre Rosica se atribuye un título de postgrado del que supuestamente carece

|

La École Biblique et Archéologique Française de Jérusalem niega que el padre Thomas Rosica, el encargado de la comunicación vaticana en lengua inglesa asediado por acusaciones de plagio que ha confesado, tenga el título del que presume en su CV oficial.

Como dijo el poeta, qué enmarañada red tejemos cuando primero practicamos el engaño. El padre basiliano canadiense Thomas Rosica, CEO de la cadena de televisión Salt + Light y responsable de la comunicación vaticana en inglés, no pasa por sus mejores momentos. Ha tenido que admitir que lleva décadas plagiando alegremente textos ajenos en sus columnas y discursos, con el consiguiente enfriamiento de amistades, adhesiones y contratos, pero parece ser que las libertades que se toma el padre con la verdad van, como suele ser el caso, más allá del plagio.

Así, LifeSiteNews informa que la biografía oficial de Rosica en la Salt + Light Catholic Media Foundation asegura que “posee títulos de postgrado en Teología y Sagrada Escritura por el Regis College de la Facultad de Teología de Toronto [1985], el Instituto Bíblico Pontificio de Roma [1991] y la École Biblique et Archéologique Française de Jérusalem [1994]”.

El problema es que la École Biblique et Archéologique Française de Jérusalem (EBAF), consultada por LifeSiteNews, negó que el mediático sacerdote tuviera grado o diploma alguno de las escuelas.

Sí, Rosica asistió a la EBAF procedente del Instituto Bíblico, preparó una memoria, pronunció con éxito una ‘lectio coram’ y fue aceptado para cursar un doctorado. Pero nunca lo acabó, y nada de lo anterior da derecho a titulación alguna.

Por lo demás, lo de la CV de Salt + Light no es un lapsus ni una fanfarronada aislada: ha aparecido en vídeo “en 2017, haciendo exactamente esas mismas afirmaciones: “Ya sabe, obtuve mis diplomas en Toronto, y en Roma y en Jerusalén”.

Rosica plagió de tantos y tantas partes que es difícil seguir las pistas: del antiguo crítico literario del New York Times, Michiko Kakutani; de John Allen, el veterano vaticanista, de la agencia Associated Press y de diversos blogs religiosos. Llegó incluso, cuenta el diario canadiense, ha atribuirse como frase propia en una columna para el Windsor Star una cita del propio Papa Francisco, en un pasaje calcado del National Catholic Reporter.

6 comentarios en “El padre Rosica se atribuye un título de postgrado del que supuestamente carece
  1. Es como Francisco, que nunca acabó el doctorado que empezó en Alemania, a donde le mandaron sus superiores jesuitas argentinos, para quitárselo de encima, según fuentes fiables, por su índole problemática, y volvió de vacío, aunque mal aprendió que el tiempo es superior al espacio y el todo superior a las partes, imagen que utiliza, en forma poliédrica, para intentarnos vender que el conjunto de las religiones, que formarían el poliedro, es superior a la arista católica, siendo así que el catolicismo, que es la única religión revelada, es el todo, por eso se llama católica, universal, unus versus alia, mientras que las demás autodenominadas religiones son un mero intento de acercamiento del hombre a Dios. De ahí la necesidad de evangelizar a toda la creación, incluidos los judíos y hermanos separados.

  2. Si solo ha falsificado un título podría llegar a ser obispo auxiliar de Teruel por ejemplo. (Esto no es una crítica al obispo de Teruel, que puede ser un buen prelado)
    Pero si falsifica varios, igual le nombran arzobispo de Madrid.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 caracteres disponibles