La fiscalía inicia una investigación a la diócesis de Chicago por encubrimiento de abusos

Descubra la biografía y obra de Balse J. Cupich, arzobispo de Chicago. Toda la información de la Santa Sede y la Iglesia, a tu alcance.
|

La fiscal general del Estado de Illinois, Lisa Madigan, ha anunciado la apertura de una investigación sobre casos de pederastia clerical y encubrimiento en la diócesis de Chicago, que preside el Cardenal Blase Cupich, nombrado gracias a la influencia de Theodore McCarrick

 

«La Iglesia Católica tiene la obligación moral de proporcinar a sus fieles y al público un relato completo y preciso de todas las conductas inapropiadas que implican a sus sacerdotes», ha dicho Lisa Madigan, fiscal general de Illinois, al anunciar la apertura de una investigación sobre seis diócesis del Estado, incluyendo la crucial de Chicago.

«Hemos estudiado el informe del gran jurado de Pensivania, que identifica al menos siete sacerdotes con conexiones en Illinois», continuó diciendo Madigan. «La Archidiócesis de Chicago ha accedido a reunirse conmigo. Pienso dirigirme a otras diócesis de Illinois para tener la misma conversación y espero que los obispos accedan y cooperen totalmente».

La fiscal se hacía así eco del informe del gran jurado de Pensilvania, que ha revelado la existencia de trescientos sacerdotes que presuntamente habrían abusado de más de mil menores en seis diócesis. Madigan también ha querido dejar claro que cualquier intento de obstrucción a su labor la obligará a recurrir a las fuerzas policiales del Estado para avanzar en su investigación.

El Cardenal Cupich, Arzobispo de Chicago, se ha abstenido de comentar oficialmente la noticia, pero un portavoz de la archidiócesis señala que «esperamos discutir nuestras políticas y procedimientos relativos a las cuestiones de conductas impropias con ella y su oficina».

El Cardenal está en estos momentos en Irlanda, participando en los eventos previstos durante el Encuentro Mundial de las Familias, donde se espera la visita del Papa este fin de semana.

El anuncio de Madigan coincide con el de su colega de Missouri, Josh Hawley, relativo a una investigación similar en su propio estado. Además, los fiscales generales de Nueva York y Nebraska, informa Church Militant, habrían insinuado su interés por iniciar investigaciones con gran jurado en sus respectivas jurisdicciones.

La tendencia parece confirmar que el caso de los abusos principalmente homosexuales de sacerdotes y, sobre todo, de su encubrimiento por obispos y superiores en Estados Unidos, está muy lejos de haberse cerrado, a pesar de que personas cercanas a Su Santidad sugieren que el Papa ha dado por concluido el episodio con su carta al Pueblo de Dios en la que confiesa «vergüenza y dolor».

De hecho, la tendencia parece ser, como indica esta noticia, a que las investigaciones se extiendan, culminando quizá en una investigación federal sobre la base de RICO, la ley aprobada en 1970 para luchas contra el crimen organizado.

Ayuda a Infovaticana a seguir informando

Comentarios
12 comentarios en “La fiscalía inicia una investigación a la diócesis de Chicago por encubrimiento de abusos
  1. ¿Cuándo empezará en España la Guardia Civil una investigación semejante que saque a la luz toda la porquería que tenemos aquí?

    1. Examine el informe de Pesilvania y verá que está lleno de mentiras, falsas acusacioness a sacerdotes vivos y muertos. Los fiscales en EEUU son políticos y ataques a la Iglesia les ganan vots. ¿Acaso harán lo mismo con los judíos? Como la otra vez sacarán acusasiones falsas contra sacerdotes que nacieron antes del año 1900. Otra patraña. En el año 2015, en EEUU ha habido 5 CINCO casos consdierados creíbles, que no es juzgados y condenados y así todos los últimos años. Por eso van a sacar casos de acusados a los que privan del derecho fundamental del debido proceso y la posibilidad de defenderse. O sea injusticias y propaganda,, y prevaricación.
      Entérese bien de los hechos y luego venga a comentar. ¿Tiene antecedentes de acciones delictivos de parte de la Iglesia en España? sí sí denúncielos, si no CÁLLESE.

      1. Juan Caballero, de acuerdo con usted. Si alguna vez Saphiro aplicara su preocupación por abusos sexuales sin doble rasero, a las denuncias radicadas instituciones educativas estatales, se vería claramente que la Iglesia Católica es el lugar más seguro para que concurra un hijo de un padre que cuida de él. Aclarando desde ya que el trigo y la paja no están separados absolutamente en ningún lado, pero sostengo que en la Santa Madrey Maestra hay mucho más bien que mal.

        Por ejemplo, en mi país, pequeño de 3 millones de habitantes, me sorprendió que luego de un sonado caso de abuso sexual de niño real -de 10 años- y posterior asesinato y suicidio por parte del mayor que abusaba de dicho niño, la encargada de la educación estatal a nivel primario de mi país ante el hecho de haberse recibido advertencias ANTES del asesinato y violación del menor, sostuvo que no podían hacer NADA porque recibían 3000 DENUNCIAS AL AÑO. Bastante menos que las 1000 de Saphiro en 80 años.

        1. En resumen, cuando las denuncias de abusos sexuales son en instituciones educativas estatales y ellas pertenecen al jardín del materialismo ateo, a pesar de saberse o intuirse su enorme tamaño y gravedad no generan informes tipo Saphiro en las máquinas de mentir y ocultar que son los grandes medios de prensa del establisment y poderes judiciales civiles asociados, que cuidan las parcelas del permisivismo sexual dentro de sus institucionese educativas afines.

          Por último, debe decirse que enviar o autorizar por parte de Bergo-glio a que el pro-depravado y LGTB jesuita Martin predique sus basuras en el encuentro mundial contra la familia, no contribuye en nada a mejorar, en orden a Dios, la percepción de la verdad católica en temas de moral sexual, y por ende, en el mundo, para el cual la Santa Madre y Maestra tiene una irrenunciable misión evangelizadora y docente.

        2. En resumen, cuando las denuncias de abusos sexuales son en instituciones educativas estatales y ellas pertenecen al jardín del materialismo ateo, a pesar de saberse o intuirse su enorme tamaño y gravedad no generan informes-libelos tipo Saphiro para alimentar las máquinas de mentir y ocultar que son los grandes medios de prensa del establisment y poderes judiciales civiles asociados, que cuidan las parcelas del permisivismo sexual dentro de sus instituciones educativas afines.

          1. Por último, debe decirse que enviar o autorizar por parte de Ber go glio a que el pro-depravado y LGTB jesuita Martin predique sus basuras en el encuentro mundial contra la familia, no contribuye en nada a mejorar, en orden a Dios, la percepción de la verdad católica en temas de moral sexual, y por ende, en el mundo, para el cual la Santa Madre y Maestra tiene una irrenunciable misión evangelizadora y docente.

  2. Estimado Juan Caballlero, he examinado el informe Saphiro y no sólo está lleno de mentiras sino que en sí mismo, su enfoque, es una mentira: identifica automáticamente algún comentario, alguna confesión, algún papel en la secretaría de una diócesis, con una denuncia y esta la iguala a una evidencia probada. Una engaño nada ajustado a derecho.

    Saphiro produce un libelo histórico y nada judicial como se espera de un fiscal, cuya función precisamente es llevar a juicio. Pobre resultado laboral: 2 enjuiciados sobre 300 enchastrados sin posibilidades de defenderse.

    No hay verificación de hechos, ni exámenes cruzados, ni tampoco debido proceso. Los citados en el informe casi no tienen ningún recurso para defenderse. Las acusaciones se evalúan menos sobre las pruebas y más sobre el deseo de que sean verdaderas.

  3. Lo más triste de esta payasada Saphiro es que de toda su novela NO SURGE NI UNA SOLA ACUSACIÓN que formalizar. A pesar que se autoproclame como justiciero.

    En resumen, no niego ni afirmo la veracidad de las denuncias de supuestos delitos del libelo Saphiro, buena parte de los cuales no lo son en Estados Unidos, sino que pido menos prensa hostil, menos cristianofobia y mas justicia real, con denunciantes que acusen y resultados de juicios con garantías procesales. Lo cual brilla por su ausencia en el «informe» Saphiro, nada fiscal, y muy escritor sesgado.

    1. Hombre, «solodoctrina», por fin estamos de acuerdo:

      «menos prensa hostil, menos cristianofobia y mas justicia real, con denunciantes que acusen y resultados de juicios con garantías procesales»

      ¿Será que por fin lo ha entendido usted, o se le habrá escapado?

      Resulta que los jerarcas católicos, sus (de usted) cardenales y arzobispos, SISTEMATICAMENTE han evitado la justicia, y las garantías procesales. Por ese motivo ahora es la prensa quien toma la iniciativa.

      Si hubieran denunciado TODOS Y CADA UNO DE LOS CASOS ante un juez nada más conocerlo, no estaríamos así. Pero no lo hicieron, ¿verdad?

      ¿Cristianofobia? ¿Dónde? Si el 100% de los sacerdotes fueran pederastas, y yo pidiera que se prohibiera a cualquier sacerdote acercarse a un niño, ¿sería yo cristianófobo? ¿O una persona que pide algo lógico?

      Usted dirá qu es una barbaridad afirmar que el 100% son pedófilos. Pero a la vista de los DATOS, yo no lo tengo tan claro…

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

 caracteres disponibles