Infovaticana
Los obispos dominicanos denuncian las presiones internacionales para legalizar el aborto
a3, Vida

Los obispos dominicanos denuncian las presiones internacionales para legalizar el aborto

INFOVATICANA
11 julio, 2017

Ante la campaña mediática a favor de la legitimación del aborto que se está llevando a cabo en la República Dominicana, los obispos de este país han pedido a los católicos que no se dejen persuadir por los “propagandistas del aborto”. 

“Exhortamos a todos los católicos auténticos y a los hombres y mujeres de buena voluntad, a no dejarse persuadir por los dogmáticos que enfatizan de manera irracional y contra todo principio moral y constitucional la legalización del aborto”, señalan en un comunicado.

La Conferencia del Episcopado Dominicano denuncia las campañas agresivas que intentan convencer de que la despenalización del aborto supone defender los derechos y la dignidad de la mujer y reducir la mortalidad materna. “Esto no se corresponde con la verdad”, aseguran los prelados.

Los obispos dominicanos advierten de que sería un grave error dejar entrar en la legislación una acción que vaya directamente en contra de la vida y del orden constitucional, añadiendo que “legislar a favor del aborto va en contra de la misma naturaleza y de la Constitución de la República”.

En su nota, el episcopado dominicano también denuncia las presiones políticas, nacionales e internacionales, a las que están sometidos los legisladores de este país.

El pasado mes de octubre, un informe del comité a cargo de examinar el respeto de los derechos económicos, sociales y culturales de la ONU instaba al Congreso de la República Dominicana a acelerar la adopción del proyecto de ley para despenalizar el aborto en los casos en que fuera “necesario”.

Desde el comité dependiente de la ONU se lamentaba la prohibición total del aborto en el país. También se consideraba que problemas como el elevado número de abortos inseguros, de embarazos entre adolescentes y la alta tasa de mortalidad materna tienen entre sus causas la falta de servicios de salud sexual y reproductiva, así como a información adecuada.

Por esta razón, se pedía al Congreso que acelerara la discusión y la adopción del proyecto de ley para despenalizar el aborto en los casos en que, según indicaba la ONU, era “necesario”, como violación, riesgo de la vida o salud física o mental de la mujer e inviabilidad del feto.

El Senado rechaza despenalizar el aborto

A pesar de las presiones, el pasado mes de mayo, el Senado de la República Dominicana apostó por la vida al rechazar la petición del gobierno del país de despenalizar el aborto.

La Cámara Alta de la República Dominicana declinó la solicitud del presidente Danilo Medina, quien había reclamado una reforma al Código Penal del país con el objetivo de despenalizar el aborto en caso de riesgo de la vida de la mujer, en caso de violación o incesto y cuando el bebé no tenga posibilidad de sobrevivir fuera del vientre de la madre.

De esta manera, la República Dominica se mantiene dentro de la lista blanca de países que rechazan el aborto, entre los que se encuentran Malta, Andorra, Chile, Ciudad del Vaticano o Irlanda.

INFOVATICANA