Infovaticana
‘La Ley Cifuentes es una aberración legal que vulnera derechos fundamentales’
a3, Tiranía de género

‘La Ley Cifuentes es una aberración legal que vulnera derechos fundamentales’

LA GACETA
17 Mayo, 2017

Alicia Rubio, profesora y vicesecretaria de Movilización de VOX, relata el calvario al que está siendo sometida por denunciar la ideología de género.

Rosalina Moreno/ La Gaceta– El día que decidió dar un paso al frente y denunciar la ideología de género y las leyes destinadas a imponerla, la profesora Alicia Rubio se colocó en el punto de mira del lobby LGTB y de Podemos.

Rubio, que también es vicesecretaria de Movilización de VOX, ha sufrido un feroz linchamiento ideológico que incluye acoso y amenazas, así como la imposibilidad de poder presentar su libro Cuando nos prohibieron ser mujeres… y os persiguieron por ser hombres. Y no ha encontrado amparo. Muy al contrario. En este diario relata cómo los atropellos se van sucediendo y, a veces, incluso desde el poder político. Cuenta que hay partidos políticos que han jaleado desde sus páginas oficiales sus linchamientos y han impedido mediante mentiras o disculpas el uso de instalaciones públicas al servicio de los ciudadanos que presente el libro.

Recientemente, el claustro de profesores del instituto donde imparte clases ha pedido su cese por motivos ideológicos y finalmente ha sido fulminada como jefa de estudios.

-¿Podemos afirmar que a día de hoy en España tu vida puede convertirse en un infierno si expresas una opinión vetada por la izquierda?

Sí, y mi situación es una evidencia pública. En mi caso, el hecho de que se me acose en las presentaciones del libro y mi persecución haya tenido cierto eco social, ha puesto en evidencia un secreto a voces que es la persecución de distinta forma y a distinto nivel de las personas que, en determinados ámbitos, manifiestan sus opiniones, pensamientos e ideología y no coincide con la izquierda hegemónica.

-Si no se puede tocar la ideología de género, si no se puede discrepar de las leyes LGTB que se imponen obligatoriamente en las aulas, ¿dónde está la libertad de expresión?

Cada vez hay menos libertad de expresión. El sistema utilizado es la auto censura, tú mismo te callas ciertas opiniones que sabes que te pueden acarrear problemas con las distintas bandas de la porra, guerreros de la justicia social, indignados por presuntas ofensas a otros, linchadores de los incorrectos políticos…cuya agresividad no admite el diálogo. Por evitar situaciones de enfrentamiento, simplemente vas dejando de exponer tus opiniones y pensamientos porque la gente corriente no quiere situaciones desagradables. Y si alguno, como es mi caso, insiste en expresar libremente lo que piensa porque no funciona la autocensura, se pone en marcha la censura por la fuerza. Persecución, escraches, linchamientos, difamaciones, negación de uso de centros de titularidad pública en un alarde de prevaricación…

-¿Nadie está velando por la libertad de expresión?

Eso creo, que ningún partido con representación parlamentaria está velando por esa necesaria libertad de expresión, entre otras cosas porque hay políticos que temen que si se enfrentan a esas bandas y lobbies, puedan verse perseguidos y cuestionados por los expendedores de “carnets de demócratas” que son todo menos demócratas. Por otra parte, hay políticos que contribuyen a ese silenciamiento y grupos políticos directamente implicados en la persecución.

-En cambio, otros que no tienen reparos en ofender a los cristianos, como la portavoz del Ayuntamiento de Madrid, Rita Maestre con su asalto a a la capilla de la Complutense o el Drag Shetlas con su salvaje burla al catolicismo en el carnaval de Las Palmas. Individuos como Arnaldo Otegi también gozan de libertad de expresión…

Sólo tienen libertad de expresión los que se expresan a favor de los lobbies o grupos de presión que usan la coacción y el linchamiento como forma de impedir a otros su libertad. La cristianofobia, la defensa de ideas filoterroristas o lesivas para la unidad de España son algunas de las “ideas” que tienen el “permiso” de los que coaccionan. Lo lógico sería que el Estado de Derecho fuera contra los que coaccionan la libertad de algunos pero no es así, por lo que termina colaborando, por omisión, a la vulneración de derechos fundamentales y al debilitamiento de la democracia.

-En su libro Cuando nos prohibieron ser mujeres… y os persiguieron por ser hombres expone de qué forma la Ideología de Género amenaza a la familia, corrompe a los menores y priva a los padres de la patria potestad para dejarla en manos del Estado…

El corpus doctrinal de esta ideología son las teorías de las feministas radicales de raíces marxistas, que exponen claramente que hay que destruir la familia y erradicar los “prejuicios sexuales” como el incesto y la pederastia. La homosexualidad se recomienda como forma óptima de amor y como opción de lucha contra el “heteropatriarcado”, y los menores deben ser educados en la moral estatal de esta nueva visión para liberarlos del yugo de la familia. Y así se está haciendo.

Los cursillos relacionados con la visión de la ideología de género y sus mentiras, y las leyes cada vez más liberticidas que los imponen al margen de la opinión de los padres o engañando a estos con presuntos objetivos bondadosos de inclusión y respeto, van en esa dirección.

-¿Leyes de transexualidad como la de Cristina Cifuentes en Madrid, que también se dan en otras comunidades autónomas, representan un peligro para la integridad de los escolares?

Creo que, con el presunto objetivo de la aceptación de las personas LGBTI, hablar de homosexualidad en todas las etapas educativas y en todas las asignaturas (transversalidad) es innecesario y, en muchos casos, vulnera la moral y la conciencia del menor, además de impedir que se den otros contenidos de la asignatura y excluir a otras personas que deben ser igualmente aceptadas. Lo que se busca no es la inclusión sino la aceptación acrítica de determinadas prácticas sexuales por parte de los menores. Tampoco me parece razonable obligar, por ley y por primera vez en democracia, a celebrar en los centros de menores días concretos, en este caso relacionados con la homosexualidad y su enaltecimiento.

-¿Es víctima de una cacería por destapar las mentiras de la ideología de género y haber dinero en juego?

Sí, lamentablemente los jóvenes que juegan a revolucionarios y me persiguen vulnerando mis derechos fundamentales no saben que sólo están defendiendo a los lobbies, multinacionales y grupos del “establishment” más poderosos y sus intereses.

-Ha advertido de que las leyes de no discriminación LGTB puestas en marcha en 11 autonomías “no favorecen a los homosexuales, sino que van a generar homofobia de verdad, para justificar un chorro de dinero a los lobbies homosexualistas”…

Estas leyes vulneran numerosos derechos fundamentales y generan discriminaciones negativas para la población no LGBTI. No son para la igualdad sino para la desigualdad. Y su implantación implica mucho dinero público para determinados colectivos. Y como va a haber perjudicados, poco a poco se va a generar en muchas personas un odio hacia la casta beneficiada, estos lobbies homosexualistas, que terminarán expresando contra el homosexual “de a pie” por identificación. En este momento, y desde hace años, España es el país más “gayfriendly” del mundo según todas las encuestas. Esta ley no solo es innecesaria, sino contraproducente. Y se está tratando de justificar por unos índices de maltrato al homosexual que no son reales.

En el caso de las mujeres, y con las leyes de discriminación positiva y la irracional Ley Integral contra la Violencia de Género, ya hay hombres que odian a las mujeres por las injusticias generadas contra ellos, al no saber separarlas de los lobbies feministas que dicen representarnos. Esta sociedad de castas, de injusticias y de odios entre grupos en los que te ves incluido y etiquetado, no es la sociedad que yo quiero.

-¿El feminismo de género necesita de estas discriminaciones para ganar dinero? ¿Es un victimismo interesado?

Naturalmente. El feminismo basa su existencia y su recepción de fondos en que la mujer sufre discriminaciones. En una sociedad con leyes igualitarias desde hace cuarenta años y con las mujeres como sujeto de los mismos derechos que los varones, tienen que seguir buscando razones para existir: brechas salariales mediante manipulación de datos, micromachismos, el piropo, la forma de sentarse de los varones…

El feminismo hace tiempo que dejó de representar los intereses de la mujer real para centrarse en estupideces. Y así lo sentimos muchas mujeres: es más, su deriva hacia la destrucción del varón como portador de la masculinidad, que identifican como machismo, perjudica a todas las mujeres que queremos a hombres (hermanos, hijos, padres, maridos…), que se pueden ver afectados por esa persecución y cuyo sufrimiento es el nuestro.

-¿Qué dice de la Ley de Violencia de Género (LIVG)? ¿Cree que ha evitado alguna muerte? Pero se deriva miles de millones de dinero público a organismos y a diversas asociaciones…

Por desgracia, la LIVG no ha evitado ni una sola muerte de mujeres, cuyas cifras van variando aleatoriamente sin indicar una tendencia a la reducción y al margen del dinero público invertido en ello. Es más, ya hay estudios que demuestran que la sobreinformación de estos casos produce efecto imitatorio, y que tras un asesinato se producen uno o dos más en los días siguientes. Esto es muy preocupante y supone una responsabilidad tremenda en el tratamiento informativo que se recomienda a los medios sobre esta violencia, opuesto al que se recomienda en los suicidios por su demostrado efecto imitatorio.

-La Ideología de Género quiere eliminar al varón destruyendo su masculinidad, feminizándolo o con la estigmatización social de ser un maltratador, un ser violento. De hecho, algunos grupos de feministas basados en el manifiesto SCUM de la enferma mental Valerie Solanas, exigen directamente la eliminación de los hombres, abortar a fetos masculinos y mantener a los más dóciles como sementales… ¿Qué dice?

Que es así. Hay declaraciones, libros y propuestas del feminismo actual que son delictivas, androfóbicas de verdad y para desgracia de todos, las que siguen de forma tácita o expresa la mayoría de los grupos feministas que subvencionamos con dinero público.

-Primero boicotearon las presentaciones de su obra en Badajoz y Sevilla. ¿Ha llegado a sentir miedo en algunos de los ataques que ha sufrido?

Sí y no. Sí, porque la agresividad y el odio que habían inoculado en esas personas, gente muy joven, contra mí era grande. Y no, porque nuestras fuerzas de seguridad son muy profesionales y siempre que se les ha permitido intervenir, han estado a la altura de su prestigio.

Pero lo que siento sobre todo es pena por ver cómo, a los que me acosan, les han hecho incapaces de dialogar, de informarse por otras vías, de ser críticos, de cuestionar dogmas… cómo se atan las cadenas a los pies defendiendo que se les vulneren derechos fundamentales, cómo se les ha enseñado a no acosar en campañas contra el acoso, pero acosan porque, a la vez, se les ha enseñado que hay acosados que “se lo merecen”. Y son incapaces de entender que eso es una absoluta incoherencia.

-No contentos con silenciarla, también han ido a por usted a su lugar de trabajo. Le han hecho escraches en su instituto, repartieron panfletos entre los alumnos en los que la acusaban de criminalizar a los colectivos LGTB, de machista, sexista y hasta de racista… En el escrache participaron concejales de Podemos en Leganés (Eva Martínez y Francisco José Muñoz), así como un exasesor del grupo de Podemos en el Congreso, Pablo Gaona, como captaron las cámaras de Intereconomía. 

De izquierda a derecha: Francisco José Muñoz Murillo, Eva Martínez y Pablo Gaona.

¿Acaso utilizó el instituto como plataforma para difundir sus ideas? ¿Han presionado a la comunidad educativa?

Yo no he utilizado el Instituto para difundir nada, ni he presionado a nadie. Ni hay ninguna queja, ni evidencia de comportamientos sexistas, machistas, homófobos o racistas por mi parte porque no lo soy. Son las etiquetas que se colocan al molesto para justificar un linchamiento absolutamente inadmisible en un Estado de Derecho. Son la estrella amarilla que te colocan y no puedes quitarte. Es la forma de convertirte en alguien semihumano que se lo merece todo y así justificar sus comportamientos completamente inmorales e injustos. Lo normal sería que, si alguien comete delitos, se le aplique la ley. No el linchamiento social.

Lo que más me duele es que personas que han colaborado a este acoso luego se llenaran la boca sobre que no hay que acosar a nadie. Deberían añadir: “salvo que nosotros los señalemos como eliminables socialmente”.

-Después, la dirección de la Facultad de Derecho de la Complutense suspendió un debate sobre libertad de expresión en el que iba a participar…

Ahí comenzó la campaña de difamación y el escrache en mi centro de trabajo. El hecho de que mi marido me acompañara al debate y emitieran unas imágenes en las que aparecía junto al autobús de HO fue el detonante para arrojar contra él todo tipo de calumnias: que había acudido a ese acto como director de su centro y se había identificado como tal, que por “contagio del estigma”, era “transfóbico” y “homófobo”… Todo mentira, pero suficiente para generar un clima de linchamiento. Y alarmar a padres, profesores y alumnos.

Este tipo de acciones siempre funcionan de la misma manera: ya te tienen en el punto de mira y en la primera ocasión van a por ti. Y siempre obedecen a un mismo esquema. De hecho, hay un manual de “supervivencia” al acoso ideológico de los grupos de presión y sus terminales que explica lo que hacen, lo que te va a ir pasando y cómo debes actuar.

-¿Y cómo es ahora el día a día en el instituto? ¿La apoyan sus compañeros? ¿Ha sentido rechazo por parte de sus alumnos o de sus padres?

Hay de todo. Hay compañeros que se han situado al margen de la campaña de difamación y su comportamiento conmigo es correcto y amable, y otros que están encabezando, por rencillas e intereses personales y razones ideológicas, una continua campaña de difamación, persecución y acoso. Se me echa en cara y se me persigue por cada una de las opiniones que no les gustan que vierto en este medio o en cualquier lugar público. Lo que más me asombra es que entre algunos de mis compañeros alarme que se aparezca junto a un autobús y no alarme que en una universidad se impida un debate sobre libertad de expresión, se linche a unas personas por su presencia en un lugar donde se estaban vulnerando claramente sus derechos fundamentales e incluso se culpe a alguien de su propio linchamiento. En mi caso, a algunos les parecía justificado que se me hiciera una cacerolada a las puertas del centro por mis opiniones.

-¿Su marido también está sufriendo represalias?

Sí. Es un profesional intachable y si el centro educativo tiene la buena fama que hasta ahora ha tenido es, entre otras razones ( buen equipo directivo, buen equipo docente…) por su gestión profesional e ideológicamente neutra e inclusiva. Los padres lo han venido eligiendo preferentemente como centro para sus hijos, los alumnos salen bien preparados y están a gusto en el centro, y los profesores lo han solicitado como destino de trabajo siempre que les ha sido posible. Sin embargo, como marido de una apestada y por acompañarme al debate sobre libertad de expresión y aparecer junto al autobús de HO, se ha contagiado del estigma y es “perseguible”.

-Hay que destacar que al mismo tiempo está recibiendo un gran apoyo por su valentía e integridad. Hay en marcha una campaña recogida de firmas, en las redes se han volcado con usted…

Si, y agradezco mucho cada una de las muestras de apoyo que estoy recibiendo. Son imprescindibles para que no me venga abajo, porque realmente esto está resultando terrible. Supongo que mi caso está preocupando a las personas que aún tienen una clara percepción de lo que es lícito e ilícito en un Estado de Derecho. Muchas gracias.

-Hazte Oír también está siendo perseguido por el #ElBusQueNoMiente e incluso su presidente ha sido agredido…

Sí, de la forma más violenta y por razones absolutamente irracionales: decir una verdad biológica puede herir a un muy minoritario grupo que no concuerda con ella. Supongo que ahora los profesores de biología cuando expliquen el sistema reproductor masculino deberán decir: “Sistema reproductor masculino… a veces femenino, pues hay niñas con pene”.

-Los partidos políticos se han infiltrado en la Educación, apoderándose de facetas que sólo corresponden a los padres. ¿Qué opina de la Ley Cifuentes? ¿Se esperaba esto del PP?

La Ley Cifuentes es una aberración legal que vulnera derechos fundamentes como las libertades de expresión, pensamiento y culto, la igualdad de los ciudadanos en todos los ámbitos, la presunción de inocencia y el derecho de los padres a educar según sus convicciones y valores, todo ello garantizado en la Constitución y que esta ley de rango menor contraviene.

Y sí, me esperaba esto del PP, pues su trayectoria durante los 4 últimos años en los que tuvo mayoría absoluta, ya lo vaticinaba. No tocaron nada de las liberticidas, controvertidas y resentidas leyes de Zapatero,y Feijoo sacó una ley de igualdad LGTBI antecedente de la Ley Cifuentes.

-¿Se ha sentido respaldada por los poderes públicos? ¿Del Gobierno de Madrid? ¿Los que deben garantizar nuestros derechos fundamentales callan ante semejantes atropellos?, ¿toleran esta salvaje agresión? ¿Por qué?

No, no me he sentido respaldada por los poderes públicos. Los atropellos se van sucediendo, a veces, incluso se me atropella desde el poder político. Partidos políticos han jaleado desde sus páginas oficiales mis linchamientos y han impedido mediante mentiras o disculpas el uso de instalaciones públicas al servicio de los ciudadanos que presente el libro. Cargos públicos han participado directamente. Sólo el Ayuntamiento de Brunete ha permitido el uso de la biblioteca pública para la presentación de mi libro y el PP de Leganés presentó una reprobación hacia los concejales de Podemos que participaron en mi linchamiento público, pero no pudo tratarse en el pleno porque “se alargó demasiado”. Supongo que a ello colaborarían los “reprobados”.

-¿Y por los medios de comunicación?

Salvo medios independientes como este, periodistas a nivel personal y medios minoritarios, que una mujer se vea perseguida por sus ideas por algunos partidos, grupos y personas con representación pública, no les parece relevante.

-¿Por qué los colegios están tan callados ante las leyes LGTB?

No son los colegios sino los padres a los que corresponde exigir su derecho a educar a sus hijos según sus valores y convicciones, los que deben negarse a la implantación de una moral estatal, los que deben entender que aquí no se busca la inclusión y el respeto, sino la imposición y la manipulación de unos menores con teorías diversosexuales discutibles. Y es obligación de cada ciudadano demandar los engaños y la vulneración de derechos fundamentales de leyes aprobadas por sus representantes.
El problema es que la gente no sabe lo que está pasando y lo mucho que les va a afectar.

-¿Tiene esperanza en que esta situación cambie?

Es posible que tengamos que tocar fondo como sociedad para que la gente descubra el engaño de todo lo que trae esta ideología. El problema es que en esa situación ya no habrá posibilidad de reacción.

-¿Qué llamamiento hace a la ciudadanía y a los partidos políticos?

De los partidos políticos con representación parlamentaria espero poco como tales organizaciones de intereses. A las personas con principios que aún colaboran es esto, les pido que se informen bien y actúen en consecuencia.

A la ciudadanía la llamo a la rebelión civil: que se quejen, que pierdan el miedo a decir lo que piensan y sienten, que tengan claro lo que son sus derechos fundamentales y luchen por ellos y por sus hijos.

Yo solo soy un palo endeble en las ruedas de esta tremenda estafa ideológica, económica y social y se me va a quebrar con facilidad. Mi única salvación y la de todos los que creemos en una sociedad que respete los derechos fundamentales sin inventar neoderechos, castas, ofensas y censuras es que entre todos paremos esto.

LA GACETA


2 COMMENTS ON THIS POST To “‘La Ley Cifuentes es una aberración legal que vulnera derechos fundamentales’”

  1. Rafael dice:

    Aberración legal contra los niños que ejecuta el miembro del Opus Juanjo Nieto Romero, director general de enseñanza con la Castradora Cifuentes.

  2. Esther dice:

    Que Cifuentes es una degenetada yablo sabemoa.Lo malo es que el PP la mantenga en el partido.El PP TAMBIÉN ES UN PARTIDO DEGENERADO.TIENE QUE DESSPARECER.

Únete a InfoVaticana

Y recibe las noticias más importantes de la Iglesia. Es GRATIS.
Nombre:
E-mail: