Boeselager: ‘El Gran Maestre me pidió la renuncia diciendo que la Santa Sede insistía y no era cierto’

|

El restituido Gran Canciller de la Orden de Malta habla del caso de distribución de preservativos por el que se exigió su renuncia y asegura que se trataba solo de un «pretexto». 

Albrecht von Boeselager, Gran Canciller de la Orden de Malta, habla en una entrevista publicada en Vatican Insider del caso por el que se exigió su renuncia: la distribución de preservativos en programas en los que estaba involucrada la Malteser International, la agencia de socorro internacional de la Orden de Malta.

Boeselager cuenta que en 2013 se alertó de que Malteser International era socia de un proyecto en el que estaba prevista la distribución de condones. Mediante una auditoría interna de todos los proyectos se descubrió que había problemas en tres proyectos en Myanmar, desarrollados por el coordinador local en contra de las reglas establecidas por la Malteser International, que desde 2004 decidió no participar en proyectos que incluyeran la distribución de preservativos.

Según esta versión de los hechos, una vez que se hizo este descubrimiento se detuvieron dos de estos proyectos. Del tercero, cuyo objetivo era ayudar a personas pobres sin servicios sanitarios, 20 mil euros estaban destinados a prevenir enfermedades entre las prostitutas esclavizadas y la persona que había donado el dinero insistía en que permaneciera esta parte del proyecto.

«Si hubiéramos cerrado inmediatamente, habríamos dejado a toda la región sin servicios sanitarios. El consejo de la Malteser International estableció conformar un comité ético, guiado por el obispo Marc Stenger, de Troyes, para decidir qué hacer. Y esta era la situación cuando fui elegido Gran Canciller», explica Boeselager en la entrevista, en la que también señala que él era en aquel entonces el Gran Hospitalario y no está directamente involucrado en las operaciones, aunque tenía la tarea de supervisor.

Boeselager continúa relatando cómo el caso fue llevado al Gran Maestre que instituyó una comisión de investigación compuesta por tres personas: «En primer lugar, el Gran Maestre me pidió la renuncia comunicándome que la Santa Sede insistía. Y esto no era cierto», sostiene el Gran Canciller.

Boeselager asegura que se explicó al Gran Maestre que la petición de renuncia por parte de la Santa Sede no existía y que se le pidió actuar según lo indicado, sin que sucediera nada. Entonces, según este relato, la Santa Sede le propuso al Gran Maestre que constituyera una comisión mixta, con representantes del Vaticano y de la Orden, y la propuesta fue rechazada.

«Después de su rechazo, se constituyó una comisión solo vaticana para aclarar qué había sucedido», subraya Boeselager, al tiempo que informa que el resultado de la investigación fue que él no era responsable de la distribución de preservativos.

El Gran Canciller de la Orden manifiesta en esta entrevista que el cardenal Raymond Leo Burke siempre le consideró responsable de la distribución de los preservativos y que el Gran Maestre le culpaba de la distancia y los problemas entre él y el gobierno de la Orden. «La cuestión de los preservativos fue solo un pretexto», recalca.

Sobre el papel en esta historia del cardenal Burke, patrono de la Orden, Boeselager afirma que insistió para que renunciara y presentó al gobierno de la Orden una carta del Papa en la que se pedía actuar con una consulta interna y resolver el problema con el diálogo.

Tras el nombramiento del arzobispo Angelo Becciu como delegado pontificio en la Orden y único portavoz del Papa, Boeselager cree que el encargo del cardenal Burke en este momento está, de hecho, suspendido. «La conclusión no escrita que se puede deducir es que por el momento el cardenal Burke no puede hablar en nombre del Papa a la Orden de Malta», advierte el Gran Canciller.

En relación con un cambio en los estatutos de la Orden, Boeselager considera que deberían ser reformadas las reglas para los caballeros profesos, la estructura del gobierno de la Orden y el sistema de vigilancia y contrapesos «para evitar que lo que sucedió pueda repetirse».

Ayuda a Infovaticana a seguir informando

Comentarios
12 comentarios en “Boeselager: ‘El Gran Maestre me pidió la renuncia diciendo que la Santa Sede insistía y no era cierto’
  1. Se veía desde el principio que lo de los preservativos era una mera excusa para realizar un golpe de poder en la Orden de Malta. Ahora el cardenal Burke ha dado marcha atrás diciendo que él no tiene nada que ver. Poco creíble dado su silencio mientras el asunto estaba en todos los periódicos. El caso ha corrido paralelo a la dubia. Ya podía Burke retirar la delirante dubia del mismo modo que se ha retirado de esta conspiración en la Orden de Malta.

    Y de paso, los «soberanistas» de la Orden de Malta que pululan por estos lares, que son los mismos de la dubia, y que usaron el caso para intentar atacar al Papa de la Iglesia Católica, se podían retirar igual y dejar de dar la tabarra.

  2. Boeselager “después de la acción del Gran Maestre, algunas asociaciones y prioratos de la Orden de Malta escribieron al Vaticano para pedir ayuda, para pedir una intervención.

    ¿De dónde surgieron estas peticiones? Creo que algunas provenían de América, de Australia y un par de Europa”

    ¿Cuáles? El opusino pata negra José Apezarena, que tiene más peligro que una piraña en un bidé, dijo por su cuenta que la rama española apoyaba a los golpistas, que debe interpretarse como que el Opus catalán, del que ejerce de portavoz oficioso, apoyaba a los golpistas. Alvaro del Portillo ingresó en la Orden de Malta, decía Ricardo de la Cierva que para intentar controlarla, apoyado por un sobrino del cardenal Merry del Val Zulueta, falso español, que era inglés. ¿Qué papel ha jugado el Opus en esta fracasada conspiración?

  3. Rafael: el mismo Boeselager reconoce la distribución de condones, ¿no sabe leer? Debería hacerse mirar su obsesión por el Opus Dei (al que involucra en todo, aunque se esté hablando de la subida del precio de las patatas) y su injusto y enfermizo odio por el cardenal Burke, quien no ha dado ninguna «marcha atrás» (salvo en su mente calenturienta), sino que ha llamado calumniadores a los repartidores de condones que usted defiende y cuyas calumnias difunde.

  4. ¡ Qué poco habla del papel de su hermanito en el Vaticano ! Si Bergoglio ha intervenido, cuando debía respetar la soberanía de la Orden de Malta en una cuestión de gobierno, es porque quiere demostrar quien es el que manda en todo, sobre todo mal y seguramente para el mal. El pontificado de la confusión sólo sabe generar lío. La credibilidad de Boeselager y de Bergoglio son ya nulas. No estaría de más que se sincerara. Burke ha sido apartado a 12.000 km no por algún error maltés, sino por los Dubia, que siguen y seguirán vigentes, para desconsuelo de Bergoglio y bien de la Iglesia.

  5. «Del tercero, cuyo objetivo era ayudar a personas pobres sin servicios sanitarios, 20 mil euros estaban destinados a prevenir enfermedades entre las prostitutas esclavizadas y la persona que había donado el dinero insistía en que permaneciera esta parte del proyecto. ‘Si hubiéramos cerrado inmediatamente, habríamos dejado a toda la región sin servicios sanitarios’.»

    Ya, después de «discernir» –está de moda– junto con un obispo de esos memos que le echan la culpa de todo al cambio climático, hasta del atasco del váter, –como hace Marcelito Sorondo–, decide que el fin justifica los medios, ¿no? ¿Y qué pasa con el famoso fideicomiso en Suiza de 120M€ del que tanto se habla y del que no dice nada, ni con tenazas? Habría dado para eso y muchísimo más, sin necesidad de haberse convertido en el Condonero Maltés. ¿Y qué pasa con las denuncias a hospitales ingleses de la Orden en que presuntamente se hacía «reasignación de género» –como comentó un inglés en estas páginas– y que por su mediación se perdían en el hiperespacio?

    El mundo al revés: que se discipline y eche a un condonero de una orden religiosa es un «golpe de poder», y que se lo restituya con más poder que antes de la intervención, a un tío que además no es religioso, una «rectificación». Y más que Burke tenía el encargo explícito y por escrito de limpiar la Orden. De los encargos de Francisco, libera nos Domine.

    Y presentar unas dubias a un documento «tan claro» que tiene un montón de interpretaciones opuestas e incompatibles entre sí, ahora resulta que es un delirio. Ver para creer.

  6. el problema es que la Orden esta plagada de masones, este señor Albrecht von Boeselager no se puede creer, el Cardenal Burke es un Santo varón , a los hechos hay que remitirse, ya decía Nuestro señor Jesucristo; por sus obras los conoceréis!!!

  7. Estoy teniendo continuos problemas para enviar comentarios, en algunos casos me aparece el mensaje de error: «You might have left one of the fields blank, or be posting too quickly», y en otros aparentemente se publican con éxito pero al actualizar la página no aparecen, ¿os está pasando lo mismo?

  8. El cardenal Burke, como príncipe de la Iglesia y patrono de la Orden de Malta con responsabilidad para que la Orden se conduzca de acuerdo a la enseñanza católica, simplemente ratificó lo que es obvio: que la persona que conscientemente permitió la distribución de preservativos en proyectos en los que participa la Orden de Malta debía asumir su responsabilidad; quien solicitó la dimisión de Boeselager fue el entonces Gran Maestre Matthew Festing, por lo tanto la versión que da aquí Boeselager es contraria tanto a la del cardenal Burke como a la del Gran Maestre Festing:
    http://infovaticana.com/2017/02/20/burke-niega-haber-pedido-la-dimision-del-gran-canciller-la-orden-malta/

    http://www.catholicherald.co.uk/news/2017/02/21/cardinal-burke-denies-ordering-resignation-of-senior-order-of-malta-official/

  9. Lo que Boeselager no menciona es que el propio Papa Francisco solicitó tanto al cardenal Burke como a los miembros del soberano Consejo de la Orden de Malta, mediante una carta enviada el pasado 1 de Diciembre y hecha pública recientemente, que se tomaran acciones decididas para detener a los responsables de la distribución de preservativos en los programas de asistencia a cargo de la Orden en los países pobres:
    http://www.lanuovabq.it/mobile/articoli-quella-lettera-del-papa-al-cardinale-burke-18826.htm

    https://infovaticana.com/2017/02/03/papa-pidio-burke-hiciera-respetar-la-moral-catolica-la-orden-malta/

    Dicha carta es una prueba irrefutable de que FRANCISCO ENGAÑÓ VILMENTE A BURKE Y AL GRAN MAESTRE FESTING PARA HACERSE CON EL CONTROL DE FACTO DE LA ORDEN DE MALTA: les pidió que tomasen medidas contra el responsable del reparto de preservativos para más tarde restituirle, forzar la dimisión de Festing y dejar a Burke al pie de los caballos. Estos son hechos comprobables, no es una opinión. Además, por si no fuera poco, Francisco con su actuación favoreció la disolución de una comisión de investigación que llevaba a cabo la Orden de Malta para esclarecer el origen de 120 milones de francos suizos, millones con los que Boeselager tendría vinculación o al menos información sobre su procedencia. La carta de Francisco a Burke del pasado 1 de Diciembre debería difundirse de manera masiva para que todos los católicos conozcan las tácticas mafiosas que están siendo empleadas por parte de este pontificado.
    Pero lo peor de estas declaraciones del restituido repartidor de condones es que van en sintonía con el rumbo suicida para el catolicismo que se ha establecido a partir de Amoris Laetitia: PARA LA IGLESIA DE FRANCISCO UN APARENTE FIN BUENO JUSTIFICA TRANSGREDIR LA LEY DIVINA Y LAS ENSEÑANZAS DE LA IGLESIA. Según Boeselager no se canceló uno de los 3 proyectos en los que participaba la Orden de Malta y que incluía repartir preservativos porque la persona (sería interesante conocer su identidad…) que había donado el dinero insistía en mantener el reparto de condones como condición, por lo que se sacrificó la fidelidad a la Ley divina y las enseñanzas de la Iglesia a cambio de los 20000 euros donados…
    El Señor bendiga y nuestra Madre del Cielo cuide a Raymond Burke.
    Exsurge Domine et iudica causam tuam.

  10. El Cardenal Burke puenteando al papa en una orden que se dice «católica» y una jauría de ¿¿»»católicos»»?? azuzando… esto es para mear y no echar gota…
    Golpismo puro y duro.
    La jauría actúa como lo hace el OPUS en España, crean una realidad paralela FALSARIA, un barullo ruidoso, y dan el golpe que les facilite sus objetivos de poder (fundamentalmente allanar el camino y la posición a sus controladores oligarquistas- catalanistas- o mantener en asiento a uno de ellos) en función de la evolución de “las consecuencias” del golpe.
    Es repugnante pero esa historia en España, la vemos repetida una y mil veces.

  11. Como debería de ser sabido, el fundador del Opus, Escrivá, luego catalanizado con el de Balaguer, tuvo certificado de loco emitido por el doctor Suils, a la vez que certificado emitido por los separatas del PNV de afecto al régimen que perseguía a la Iglesia. El certificado de loco lo emitió el doctor Suils después de que Escrivá pasara varios meses en su psiquiátrico, durante la guerra. Después de la guerra Escrivá fue paciente del conocido psiquiatra López Ibor. Todo esto fácilmente verificable en la propia web del Opus. Son muy abundantes los testimonios en Opuslibros y otros sitios de ex miembros del Opus que cuenta que cuando querían salir de él les forzaban a empastillarse. Es práctica consuetudinaria del Opus tachar de locos a quienes le critican. Y eso que Escrivá decía de sí mismo que cuando era joven estaba loco y tenía buen humor, por haber fundado el Opus. Desde luego es locura herética fundar la Obra de Dios, nada menos, una persona en el siglo XX.

    Querida Ana Álvarez, no sé el precio de las patatas pero sabrá que el ministro de economía es el opusino Luís de Guindos, luego algo tendrá que ver con el caso que plantea. Lo siento pero ha equivocado la anécdota. Aunque más que las patatas se ocupa, por ejemplo, de quitarnos a todos los españoles más de seis mil millones de euros (un billón, con b, de pesetas) para dárselo a los opusinos catalanes de La Caixa con la excusa del Banco de Valencia, que desgajaron de Bankia para ello, con el pronunciamiento en contra de la UE.

    Si Nadie varía el chistecito de los amantes de Teruel parecerá menos el tonto de la tiza y algo más que nada. En el Opus no es que haya separatas es que el jefe del Opus en España es el nieto del odio, del inventor del separatismo, Prat de la Riba, así como su familia y la familia Cambó. El Opus es cosa de las familias separatistas, ahora auto radicalizado con el nombramiento del catalán Ocariz como jefe supremo, y del catalán Pujals como número 3, el mismo que fomentaba el separatismo desde su jefatura del Opus catalán. Como no sale de la nadería tengo que recordar que me refiero a los jefes del Opus, no a la inmensa mayoría de sus miembros, que están engañados.

    Se mire como se mire, Burke ha rectificado al decir que no tiene nada que ver con la destitución frustrada del gran maestre de la Orden de Malta. Si algunos han celebrado tanto esa destitución, sin saber nada del tema, tan sólo porque lo hacía Burke, reclámenle a él que rectifique la rectificación. Comprendo la frustración pero los hechos son los hechos,

    Como es habitual, ni un desmentido a los hechos que expongo. Los consuetudinarios insultos sólo prueban que son ciertos. Gracias por ello.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 caracteres disponibles