PUBLICIDAD

Atacan a un sacerdote mientras celebraba la Santa Misa en una parroquia de Madrid

|

fachada-covadonga

En la parroquia de Nuestra Señora de Covadonga, un sacerdote ha sido golpeado por un hombre que entró en la iglesia durante la celebración. 

En la tarde del pasado jueves 17 de noviembre, un hombre entró en la parroquia de Nuestra Señora de Covadonga de Madrid y agredió al sacerdote mientras tenía lugar la celebración de la Santa Misa.

Los hechos se produjeron durante la misa de la tarde, en la iglesia situada en la Plaza de Manuel Becerra y ante los fieles que habían acudido a la celebración.

En conversación con InfoVaticana, D. Lino, el sacerdote agredido, cuenta cómo después de las preces un hombre desconocido se abalanzó sobre él profiriendo insultos. El sacerdote fue golpeado y empujado contra el altar por su agresor.

“Me tiró contra el altar, me quedé conmocionado”, señala D. Lino. Varios feligreses que estaban presentes se apresuraron a acudir en auxilio del sacerdote y reducir a su agresor hasta que fue detenido por la Policía.

El sacerdote asegura que el hombre era desconocido en la parroquia. Tras la agresión, continuó la celebración de la Santa Misa.

Al finalizar la celebración, acudió a urgencias para descartar daños por un golpe en la cabeza producido durante la agresión. El sacerdote, que ya se encuentra en la parroquia, ha asegurado en declaraciones a este portal que se encuentra bien.

15 comentarios en “Atacan a un sacerdote mientras celebraba la Santa Misa en una parroquia de Madrid
  1. Se ve que este sacerdote lo está haciendo bien. Alabado sea Jesucristo. Mala señal si no nos persiguen y aplauden. No me gustaría estar en el pellejo de Bergoglio, quien recibe aplausos mundanos todos los días. ¿ Porqué será ?

  2. lo más probable es que haya sido una persona insana. Hace años en Santiago (Chile) un joven insano asesinó con un cuchillo al cura que hacía misa en la catedral

  3. Y tú, Lez, cayendo en el pecado de papolatría. ¿ He faltado en algo a la Verdad, que está por encima del Papa y a la que todos, incluído Bergoglio, debemos sometimiento ? No faltes al respeto, otro pecado. Tendrás que confesarte.

  4. Acabaremos poniendo turnos de guardia en las iglesias, para vigilar y al que monte un numerito, se le da de leches y a otra cosa. Y cuanto antes empecemos, mejor.

  5. *** SÍ, SOY CATOLICO APOSTÓLICO ROMANO, CRISTIANO, AUNQ. NO SOY MUY PRACTICANTE, PERO NO SOPORTO Q. TENGAMOS A HIPOTÉTICOS PARANOICOS ATACANDO IMPUNEMENTE, A PERSONAS Q. SON TOTAL Y ABSOLUTAMENTE PACIFICAS , Q, ENTREGAN DIARIAMENTE SUS VIDAS A LOS DEMAS ALTRUISTAMENTE CÓMO SON NUESTROS SACERDOTES/ CURAS.

    . Es intolerable e incomprensible esta actitud y comportamiento. Sólo el odio y la maldad pueden ser sus motivos, q.como fuere, están injustificados y son injustos en su totalidad.

    . M.A. V181116

  6. Lo que me alucina es que un señor, con la iglesia llena y en plena misa, pueda acercarse al presbiterio, entrar dentro del presbiterio y todo esto gritando e insultando y nadie reaccione, nadie, hasta que se abalanza sobre el sacerdote. A ver. Para llegar hasta el sacerdote, que se sitúa delante del altar, hay que recorrer un amplio camino. Si esto se hace gritando e insultando, alguien debería reaccionar y pararle los pies a ese señor. Pero nadie se mueve. Así de “muertos” están hoy muchos, pero que muuuuchos feligreses. “solo me interesa la misa y largarme a casa, lo que pase… yo a lo mío,y luego a comulgar y pa casa”. Así es.

  7. Obispo: si usted no estaba allí ¿Por qué se inventa una escena y se pone a insultar a la gente? ¿Se ha quedado a gusto? Ahora le contaré cómo fue:
    Ese hombre subió al altar tan despacio y tan tranquilo que nadie pudo sospechar sus intenciones ni pudimos reaccionar hasta que tiró el misal y los copones. ¿Entendido?
    Ya aprovecho para pedirle que deje de utilizar ese nombre. No pega esa irreverencia en un católico tan “vivo” cómo usted

  8. Raúl si me permites una observación, te aclaro que las misas no se HACEN” sino se DICEN o se CELEBRAN.
    De nada hombre Sí tienes alguna duda más, pregunta

  9. Soy Lino Hernando , párroco de Nuestra Señora de Covadonga de Madrid. Soy el Sacerdote agredido. Yo vi al agresor cuando estaba allí mismo. Estaba en la sede sobre una tarima, un escalón más alto que el altar. Acabando las preces de los de los fieles. Entonces me insultó, derribó el atril y a mi mismo contra el altar. Choqué directamente con la cabeza el el altar de mármol. Todo sucedió en dos segundos. No más. A rodos sorprendió y a mi el primero. Nadie sospechó nada de esta acción. Inmediatamente fué reducido por dos señores que estaban en el primer banco. Después por otros se añadieron. Quedé muy conmocionado en el suelo debajo del altar.
    Recogidos los vidrios de la vinajeras rotas, el vino por el suelo y formas sin consagrar seguí la santa Misa, con mucho dolor, pero consciente del todo. Los fieles al verme de pié y seguir la Santa Misa se sintieron muy aliviados. Habría cerca de 200 fieles. DOY MUCHAS GRACIAS A DIOS POR NO TENER SECUELAS. Veo de parte del Señor que me ha dado una oportunidad, prórroga. Pudo haber sido muy grave. Tengo 78 años. El Señor me ha dado una cabeza muy dura. Estoy muy contento y feliz. Ahora hago mejor la oración. Rezo por mi agresor. Desconocido en la Parroquia. Asi fueron los hechos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 caracteres disponibles