Madrid, bajo la dictadura totalitaria del lobby gay

|

cristina cifuentes-efe Se llama Ley de Protección Integral contra la Discriminación por Diversidad Sexual y de Género y, más que asegurar los derechos de las personas al margen de su condición sexual -algo que ya ocurre en España- impone la ideología de género en todos los ámbitos y a golpe de sanción.  Gaceta.es/ R. C-M Aprobada ya -con los votos de PSOE, Podemos y Ciudadanos y la abstención del PP- la ley de transexualidad e identidad de género que dibuja, en palabras de los podemitas, «una nueva forma de entender el mundo» basada en la ideología de género, la Comunidad de Madrid trabaja en un segundo texto, igual de ideológico que el primero, que promete, desde su borrador inicial, continuar ese «cambio social» que buscan la izquierda y el nuevo Partido Popular. Bajo el nombre de Ley de Protección Integral contra la Discriminación por Diversidad Sexual y de Género, el Partido Popular de Cristina Cifuentes presentaba el pasado mes de octubre un proyecto de ley que tiene como objetivo «establecer un marco normativo adecuado para garantizar el derecho de toda persona en la Comunidad de Madrid a no ser discriminada por razón de su identidad o expresión de género, así como a proteger el derecho de cada persona a establecer con plena liberad los detalles de su identidad de ser humano». Un objetivo que, como reconoce el texto de los populares, responde a «un profundo cambio social», en el que hay una «mayor presencia y visibilidad en todas las esferas de la sociedad madrileña, de personas homosexuales, bisexuales, personas transexuales e intersexuales». Así. y a pesar de que la Comunidad de Madrid cuenta desde el año 2002 con un Servicio público de atención a personas LGTBI (Lesbianas, Gais, Transexuales, Bisexuales e Intergénero) que presta orientación, información psicológica, social y jurídica a este colectivo, las fuerzas políticas madrileñas consideran prioritario aprobar un texto legar que impone medidas de corte ideológico en el ámbito educativo, sanitario y laboral.

Algunos aspectos de la ley

Con la puesta en marcha de esta ley, los populares instan a la Comunidad de Madrid a promover «una política activa e integral para la atención a las personas LGTBI», que incluya «acciones formativas, divulgativas y de sensibilización» encaminadas a hacer desaparecer «prejuicios y estereotipos imperantes» respecto a la homosexualidad y bisexualidad. Para ello, la ley prohíbe las conocidas como «terapias de aversión o de conversión de orientación sexual e identidad de género», al señalar que no deben ser «aplicadas en ningún caso», aún al margen de la voluntad o no de quien recibe esa terapia, tal como lo solicita en sus enmiendas Ciudadanos. Ese cambio social que busca imponer la Comunidad de Madrid pasa, claro, por los medios de comunicación. Así, el texto señala que se debe «fomentar en todos los medios de comunicación de titularidad autonómica, y aquellos que perciban ayudas, subvenciones o fondos públicos de la Comunidad de Madrid, la concienciación, divulgación y transmisión de la inclusión social y el respeto a la diversidad sexual, identidad y expresión de género, emitiendo contenidos que contribuyan a una percepción de las personas LGTBI exenta de estereotipos y al conocimiento y difusión de necesidades y realidades de dicha población, fomentando la diversidad y eliminando el uso de lenguaje sexista u ofensivo hacia las personas LGTBI». De forma paralela y ya en el ámbito educativo, la Comunidad de Madrid elaborará una Estrategia integral de educación y diversidad sexual e identidad o expresión de género. Entre sus medidas, «evitar y, en su caso, eliminar, contenidos educativos que impliquen discriminación o violencia física o psicológica basados en la diversidad sexual y de género». Una medidad que, amparada en la no discriminación y en el evidentemente exigible trato igual a las personas, puede encerrar, en realidad, censura ideológica: ¿se imaginan, por ejemplo, una clase de religión en la que se afirme que la conducta homosexual (no la condición homosexual) no es buena? ¿Se considerará este un contenido discriminatorio para la diversidad sexual? Además de la pauta anterior, los centros educativos, una vez aprobada la ley, llevarán a cabo «a lo largo de cada curso escolar acciones de fomento del respeto de una cultura de la tolerancia y la no discriminación de las personas basada en la orientación sexual e identidad o expresión de género. En todo caso se realizarán este tipo de actuaciones en las fechas conmemorativas a las que se refiere el artículo 29».

Fondo documental y Madrid, gay friendly

Además, la ley redactada por los populares señala que «en las bibliotecas de la Comunidad de Madrid y de los Ayuntamientos de la región se impulsará la creación de un fondo bibliográfico de temática LGTBI, en todo caso respetuoso con los derechos humanos y nunca contrario al reconocimiento de la diversidad sexual». Volvemos a la pregunta de antes. ¿Quién determina los criterios de eso que se conoce como respeto a la diversidad sexual? Ya en el apartado de la publicidad institucional, la ley reconoce la necesidad de incorporar «en la publicidad institucional a todos los niveles la diversidad por orientación sexual e identidad de género y diversidad familiar con el objetivo de favorecer y consolidar en positivo la diversidad de la sociedad madrileña». Favorecer y consolidar en positivo la diversidad madrileña. Es el nuevo modo de ver el mundo en la Comunidad de Madrid.

Sanciones

En el apartado de las sanciones, la ley que prepara la Comunidad prevé penalizar el uso de «expresiones vejatorias por razón de orientación sexual e identidad de género» en la prestación de servicios públicos, en cualquier medio de comunicación, en discursos o intervenciones públicas. Dando por supuesta la evidente obligación universal de respetar los derechos humanos y la dignidad de las personas, la pregunta que surge aquí es: ¿criticar la conducta homosexual, no autorizar la asistencia de un menor a una clase de educación sexual en la diversidad o afirmar que las parejas homosexuales son menos idóneas que las heterosexuales para adoptar se considerarán expresiones o actos vejatorios? ¿Se intenta silenciar a una parte de la sociedad, a esa que no comulga con la conocida como ideología de género? La misma pregunta cabe para las llamadas infracciones graves: «Realizar actos que impliquen aislamiento, rechazo o menosprecio público y notorio de personas por causa de su orientación sexual e identidad de género» se considerará infracción grave. ¿Se incluye aquí una manifestación, por ejemplo, en contra del matrimonio homosexual? Y hay más. A la espera de que la Asamblea de Madrid debata el texto definitivo, el proyecto presentado por los populares se enriquecería con las enmiendas aportadas por socialistas, podemitas y Ciudadanos, responsables de la aprobación, con la unión de sus votos, de la ley de identidad sexual. Entre las propuestas, llama la atención la referida a las llamadas terapias de aversión. Mientras que el PP se limita a señalar que no deben aplicarse, Ciudadanos añade que la realización de esas terapias debe considerarse infracción muy grave. Y añade, además: «Para la comisión de esta infracción será irrelevante el consentimiento prestado por la persona sometida a tales terapias». Irrelevante el consentimiento prestado… ¿no choca esto con el concepto de respeto absoluto hacia la voluntad personal en lo que a identidad de género se refiere que defiende, unos puntos más adelante, la misma ley? Pero es que, también refiriéndose a las terapias, el partido socialista se detiene en definir qué se entiende por terapia de aversión y señala: «toda intervención médica, psiquiátrica, psicológica, religiosa o de cualquier otra índole que persiga la modificación de la orientación sexual o de la identidad de género de una persona». La inclusión aquí de la palabra religiosa, créannos, no es casual.

Ayuda a Infovaticana a seguir informando

Comentarios
0 comentarios en “Madrid, bajo la dictadura totalitaria del lobby gay
  1. Después de esto, ya podemos echarnos a temblar todos, es la dictadura más macabra que nos podamos imaginar. No en vano viene del príncipe de este mundo, a través de todo el que cae en sus engaños…pero, «es más fácil engañar a una persona que convencerla de que ha sido engañada»
    ¡Ven Señor, no tardes!

  2. Solo Dios puede salvar a España de toda esta BASURA
    La moral debe volver a informar la vida de TODOS LOS ESPAÑOLES

  3. Dentro de ley civil y como cualquier persona se le debe respeto, es un colectivo que pide cambio de sexo o quiere vivir su sexualidad con orientación y actos sexuales con el mismo sexo.

    En una clase de religión o catequesis,se puede informar de la existencia de estas personas con comportamientos diversos, eso si ,que como personas son respetables, pero de ahí a enseñar en clase de religión que los acto sexuales entre iguales son aceptados por la conciencia de los cristianos ya no, pues para los cristianos es pecado y se tendrá que informar -profesores de religión y catequistas -que son actos intrinsecamente desordenados.

    En la calle o en otras clases como no es la materia la condición de las personas ej matemáticas, pues con no discriminar a estas personas y en religión tampoco discriminarlas como personas, pero la educación en la fe implica la verdad antropológica que es verdad natural y los sexos son varón mujer y los géneros es ideología.
    Y los padres que se pregunten ¿qué baño van a tener los transgéneros? con lo fácil que es ser varón y mujer sin inventar el tercer género que altera a la conciencia de infinidad de personas y la orientación sexual es de ámbito subjetivo , no hay realidad objetiva como la ciencia.

  4. No sé si recuerdan vds. las críticas sobre su pro-abortismo que recibió Cifuentes en plena campaña y que ella tachaba como de una persecución. Ya se ve que esas críticas se quedaban cortas.

    Cuando los del lobbie LGTB hablan de tolerancia se refieren EXACTAMENTE a que quieren que les enviemos a nuestros hijos al colegio para que ellos les enseñen mil y una formas de corromperse… todo con fondos estatales para la «integración» de colectivos discriminados.

    Esta España se debate entre la imbecilidad y el vicio. Esto es lo que trae la sociedad del bienestar provisto por el estado: se acaba la libertad porque el estado es quien dice lo que vale y lo que no. El léxico, los lobbies homo y la laxitud del aborregado pueblo hacen el resto.

  5. Es decir, que si un lgtb quiere salir de ese mundo será sancionado junto con el profesional que le ayude, pero si quiere entrar ambos serán premiados. Con razón el cardenal Sarah dice de ellos y del islam que son obra del maligno.

  6. Esta ley discriminaría a quienes creemos, con argumentos científicos y religiosos, que las desviaciones sexuales no hay que fomentarlas, sino corregirlas, incluida, por supuesto, la pedofilia. Estos adalides del pensamiento único nos quieren imponer la dictadura de género. Esto cada vez se parece más a Sodoma y Gomorra.

  7. Y ustedes, señores del PP quieren que les voten la mayoria de catolicos españoles? Anda ya, petronilo! Estas como una cabra,tio.
    Esto que aprobais para pareceros mas a la izquierdona, os llevara a la destruccion total como partido.
    Sois mas malevolos que los más malevolos; os dejais llevar por la progresia de izquierdas (yo mas a la izquierda tio) y…. encima quereis que os votemos con los gays, la ideologia de genero, los abortos, los …..
    A ver si leeis y os enterais de lo que piensan los pediatras norteamericanos de todo esto, que supongo que sabarn mas que cuatros de los lobbys que no manejan ( eentre ellos los lobys mas que progres del PP)

  8. El artículo se titula:

    «Madrid, bajo la dictadura totalitaria del lobby gay» pero es incompleto y lleva a dudas.

    Propongo éste otro:

    «Madrid bajo la dictadura totalitaria del lobby gay, encabezada por el PP y bajo la protección del arzobispo de Madrid Carlos Osoro».

  9. Da miedo y repelús leer el contenido de la ley. Y todavía hay personas que defienden y votan al PP , diciendo que ese partido está a favor de los valores tradicionales y la familia. La estulticia e ignorancia humana no tiene límites.

  10. Ya da ganas de pensar como los lobys ,que mas dará ser hombre que mujer, toditos igualitos , me paso la vida enseñando la verdad corpóreo espiritual, pero da igual somos un género el que cada cual elija ,pobres niños y pobres padres, lo que les espera en esta nueva enseñanza, pérdida de identidad personal y sexual ,mismos baños para los género si es un varón va al baño de mujer etc ,abrir los ojos padres que nos os laven con palabras que no fijan el cuerpo si no que lo abstraen.

  11. La dictadura totalitaria gay esta firmemente acomodada en el clero católico y nadie ha actuado. Nuestros hijos están siendo adoctrinados y corrompidos por sacerdotes pagados con nuestro dinero y nadie quiere enterarse, no hace falta tirar balones fuera.

  12. Los políticos están en su papel para captar votos sin importarles de quien vengan, pero los sacerdotes y las cabezas visibles de la iglesia están generando bastante confusión sobre todo entre los feligreses menos formados. Parece que abrazan con docilidad todo lo que el relativismo moral nos ha traído.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

 caracteres disponibles