PUBLICIDAD

¿Quién es… Vicente Juan Segura?

|

Obispo de Ibiza y Formentera Nació el 22 de mayo de 1955 en Tabernes de Valldigna (Valencia).  Realizó los estudios eclesiásticos en el seminario de Valencia y en el Real Colegio Seminario de Corpus Christi. Fue ordenado sacerdote el 24 de octubre de 1981. Es doctor en Derecho canónico por la Pontificia Universidad de Santo Tomás de Aquino, en Roma (1988), y doctor en Derecho Civil por la Universidad de Valencia (1989). Realizó los estudios diplomáticos en la Pontificia Academia Eclesiástica de 1985 a 1988 e ingresó el 1 de Julio de 1988 en el Servicio Diplomático de la Santa Sede. Desde ese año ha desempeñado el cargo de Secretario de la Nunciatura Apostólica de la Santa Sede en Costa Rica, Marruecos y Mozambique. Desde 1994 fue Consejero de Nunciatura y jefe de la sección de lengua española de la secretaria de Estado de Su Santidad. En aquellos años monseñor Vicente Juan gozaba de un poder privilegiado en Roma, singularmente debido a su cercanía y proximidad con el entonces sustituto de la Secretaría de Estado, monseñor Leonardo Sandri. Tanto era su ascendiente que, aún no siendo éste en aquel entonces cardenal, fue el ministro de su consagración como obispo de Ibiza en el año 2005, relegando a todo un purpurado, como el cardenal Carles, que quedó como co-consagrante en la ceremonia. En los últimos años se ha desempeñado también como cooperador parroquial en la Parroquia de San Melchiade en Roma y Capellán de las Hermanitas de los Ancianos Desamparados. Nombrado obispo por Juan Pablo II en Enero de 2005, tomó posesión durante el pontificado de Benedicto XVI, el 14 de mayo de 2005 siendo ya sumo pontífice Benedicto XVI. En la Conferencia Episcopal Española, comenzó siendo miembro de la Subcomisión Episcopal para la Familia y la Vida entre los años 2005 y 2008 que pasó a pertenecer a la Comisión Episcopal del Apostolado Seglar hasta el 2011 que actualmente pertenece a la Comisión de Patrimonio Cultural. [youtube=http://www.youtube.com/watch?v=5T6uH0lmeSw] Es amigo personal del actual Papa Francisco: Vicente Juan conoció y trató a menudo en Roma al nuevo Papa Francisco, ya que compartían la misma residencia. Sobre la dimensión humana del Pontífice, destaca su gran «humildad», y su condición de hombre «sencillo, cariñoso y afectuoso». Decía de él tras saberse su elección como sucesor de Pedro: “Es la respuesta de Dios a las oraciones de todos los católicos, que pedíamos un pastor humilde y conciliador. Una persona que defiende la vida, a los pobres, que transparenta su religiosidad. Su elección me ha llenado de gozo”.  Ya lleva ocho años como obispo de la pequeña Ibiza, habiendo sobrepasado los períodos de estancia de sus tres inmediatos predecesores: Ureña (1988-1991); Salinas (1992-1997) y Cortés Soriano (1998-2004). Tanto por ser una diócesis de paso como por la aureola de hombre bien relacionado que sin lugar a dudas poseía, monseñor Juan Segura ha estado presente en un buen número de quinielas episcopales, sin haber logrado hasta el momento un nuevo destino. Muchos le colocan desde hace tiempo en otras diócesis: Mallorca, Terrassa u alguna diócesis catalana. Debe decirse que, pese a la idiosincrasia ibicenca, monseñor Vicente Juan no ha sido un mal obispo. Dentro de los débiles parámetros de la isla, se puede decir que, al menos, no tiene la diócesis peor que la dejaron sus predecesores. Ha conseguido revitalizar una abandonada Semana Santa, con la inestimable colaboración del mundo cofrade; no ha tenido el menor reparo en encomendar una parroquia a sacerdotes del Instituto del Verbo Encarnado e incluso ha confiado a religiosas de dicha Congregación la casa que las Hermanas de la Caridad de San Vicente de Paúl habían abandonado en Formentera y se ha sabido apoyar con frecuencia en las comunidades neocatecumenales. Es un obispo que sabe mandar dentro de los justos límites de una diócesis que cuenta con menos sacerdotes que el monasterio de Montserrat.  

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 caracteres disponibles